Muack

Muack

domingo, 25 de julio de 2010

ENSAYO- ERROR

Aquella lágrima que no derramaste por orgullo.
La bolsita de papas que se veía más vieja del estante.
El canal que veías y te gano el sueño.
La canción que tarareas y no sabes lo que dice, solo esta en tu cabeza
Esa pieza de la fiesta en la que solo movías tu pie a cierto ritmo.
La sonrisa al viento que diste por que no había nadie ahí.
El santo menos concurrido.
La uña del pie que solo existe cuando comienza a enterrarse.
Distraer tu atención mientras te hablaban.
La película que decidiste no ver, solo por un comentario.
El chiste al que no entendiste y aun así te reíste.
Las últimas gotas de licor que no bebiste del vaso con hielos.
El comentario entre dientes que se te escapo.
Los minutos desperdiciados en pensar que era lo siguiente por hacer.
La calle que se paso de tu destino por ir escuchando una señora quejarse en el autobús.
Aquel disco que tanto deseabas y solo lo tienes en “pirata”.
La tarea que no hiciste y aun así jamás pidieron.
El juego al que llegaste al penúltimo nivel y abandonaste por pereza.
El cigarro que apagaste por entrar a aquel lugar.
Las personas que no sabían que hora era.
El ave que defeco en la persona de al lado.
La cadena que nunca reenviaste, es mas ni la abriste.
La lista de compras que olvidaste en casa.
Los cacahuates de las piñatas que nadie recoge.
Reírte y fingir que no te dio gracia realmente.
El momento en que volteas a ver quien te mira y finge no hacerlo.
El episodio repetido que no viste.
El pedazo de hueso que rompió tu diente.
La parte en la que las narices curvean.
La cicatriz en la rodilla de la caída a los 7.
Un suspiro profundo percibiendo tu aliento en la mañana.
La forma en la que disimulaste señalar a alguien.
La intensidad de un momento disfrazada con la amnesia.
La línea que abarca de tu nariz hacia la comisura de los labios y enmarca una sonrisa.
Decir no y en verdad quererlo.
Decir sí y en verdad no querer.
No decir nada cuando había algo que decir.
Decir algo sincero que resulte confuso.
Hablar fuerte para que te escuche esa persona a lo lejos y logres llamar su atención.
La forma en la que tiembla la vos al contar “eso”.
Ver a alguien de lejos y agachar la mirada.
Simulacros de sismo.
Hablar de alguien y que aparezca a tu espalda.
Dejar algo tirado fuera del bote de basura.
El día que olvidaste ponerte desodorante.
Correr para alcanzar el autobús en el semáforo y que se arranque a un metro.
El canal de los canales.
Fumarte el té de bolsillas.
Que nadie te cambie un billete.
El espectro de la persona que te gusta al pasar.
Mirar hacia arriba y ver cables.
Mirar hacia un lado y ver puertas.
No mirar hacia abajo y tropezar.
Replantear una situación.
Decir una palabra tantas veces que pierde sentido.
Cuestionar tu existencia.
Cuestionar su existencia.
Pensar que harías con mucho dinero.
Reírte de algo doloroso.
Decir algo que suene rimbombante pero que no contenga significado profundo.
Correr bajo la lluvia para llegar a casa y aun así llegar mas mojado que si solo hubieras caminado. (Esta es mi favorita)
Brincar un escalón y al caer torcerte un pie.
Voltear hacia a tras y notar que si te veían.
Querer masturbarte y aburrirte.
Llorar tanto que te da sueño.
Amar tanto que se olvida que el amor no existe.
El callo en el anular al terminar el examen mas largo de tu vida.
Intentar ser alguien y tener que hacer “cosas”.
Pensar algo emocionante, aturdirte por la sensación y olvidar lo que habías pensado.
Esa sensación extrañísima cuando ves caminar a lo lejos a alguien que se despidió.
El olor de tu habitación después de una noche de fiesta.
La perturbación de tu intimidad por ti mismo.
La obstaculización de la intimidad por alguien más.

No saber que escribir cuando tenías mas ideas.
Dejar un espacio en blanco para escribir en un futuro.

No quería terminar esto hasta saber la respuesta de algo importantísimo: ¿Podemos intentarlo de nuevo?, sabiendo los riesgos y ahora habiendo aprendido como reaccionar de la mejor manera.
La respuesta es no. ¿Por qué? Porque nunca sería igual, nunca dejaríamos de errar.






































P.D. Ya no la amo! :)